Reversión vasectomia

Definición de reversión de la vasectomía

Se denomina Vaso-Vasostomía y consiste en unir los segmentos de los deferentes seccionados durante la vasectomía. Esta unión permite de nuevo el paso de espermatozoides y su salida con el semen.

Esta presencia de espermatozoides en el semen, permite la obtención de nuevos embarazos espontáneos mediante relaciones sexuales. Si no existen problemas en la mujer, la vaso-vasostomía permite obtener más embarazos que cualquier técnica de reproducción asistida.

¿En qué casos puede realizarse?

En la gran mayoría de varones que fueron vasectomizados y que por diferentes motivos deseen tener hijos puede realizarse una reversión de la vasectomía. También puede plantearse en pacientes con dolor testicular producido por un granuloma espermático secundario a una vasectomía.

Antes de practicar una vaso-vasostomia aconsejamos realizar una evaluación previa por un urólogo experto. Esta evaluación consiste en: historia clínica completa, exploración detallada de los testículos y deferentes y estudio de hormonas.

Si la mujer es fértil, la vaso-vasostomía es más eficaz y menos costosa que cualquier técnica de Reproducción Asistida.

Opinión del Dr. Rodríguez-Vela

La vaso-vasostomía microquirúrgica, bien realizada, ofrece una permeabilidad (presencia de espermatozoides en el semen) en aproximadamente un 90% de los casos y una tasa de embarazos espontáneos en torno al 70% sin necesidad de realizar ningún tratamiento sobre la pareja. Esta tasa de embarazos no la ofrece ninguna técnica de reproducción asistida.

Además, la vaso-vasostomia es generalmente menos costosa que una I.C.S.I (Inyección intracitoplásmatica de espermatozoides) obtenidos del testículo del varón mediante punción aspiración o biopsia de testículo.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información