FAQ:Vasectomía

En el Instituto Urología y Medicina Sexual realizamos la técnica de vasectomía. Esta técnica, cuando se tiene experiencia, es sencilla, permite una recuperación más rápida y presenta muy pocas complicaciones.

¿Qué es la vasectomía?

La vasectomía es un método anticonceptivo sencillo y muy seguro que se realiza con anestesia local. En una vasectomía se ocluyen y se seccionan los conductos deferentes para evitar que los espermatozoides vayan de los testículos hasta el pene. (Figura 1) Así, el semen que sale por el pene (eyaculación) no contiene espermatozoides y por lo tanto no puede producirse embarazo.

Los testículos siguen produciendo espermatozoides, pero al no tener salida, son absorbidos por el organismo. La próstata y las vesículas seminales siguen produciendo el mismo líquido, por lo cual, el semen que se expulsa tiene el mismo aspecto, pero sin espermatozoides y sin riesgo de embarazo. Cada año se realizan en U.S.A 500.000 vasectomías.

Tras la vasectomía la sexualidad del varón no cambia con la ventaja de no tener miedo a un embarazo.
 

¿Qué ventajas tiene la vasectomía?

Es más fiable que otros métodos anticonceptivos.
Elimina el riesgo que las pastillas anticonceptivas pueden ocasionarle a tu pareja.
Permite disfrutar de tu sexualidad sin necesidad de preservativo y sin miedo a embarazos.
Ofrece la posibilidad de no tener más hijos de los deseados.

Evita a tu pareja la ligadura de trompas que es una cirugía abdominal (anestesia general) más agresiva y menos segura que la vasectomía.

¿Qué debo plantearme antes de la vasectomía?

La vasectomía es una técnica muy eficaz y con muy pocas complicaciones en manos expertas.
Debes estar seguro de no querer tener más hijos. Es importante hablarlo con tu pareja y tomar la decisión juntos.
No debes sentirte presionado ni obligado.
No debes realizarte la vasectomía si tu relación de pareja es inestable.
Aunque la vasectomía puede revertirse mediante microcirugía (vaso-vasostomia) realizada por un andrólogo experto, esta técnica no es completamente reversible.

¿Cómo se realiza la vasectomía?

La vasectomía se realiza con anestesia local. Aconsejamos tomar un valium de 5 mg una hora antes ya que así se relaja el paciente y la piel del escroto.

La técnica tradicional consiste en realizar dos incisiones en el escroto por encima de los testículos y localizar los conductos deferentes. Posteriormente se procede a ligar (ocluir) y seccionar los conductos deferentes. De esta manera al taponar y separar los conductos deferentes, los espermatozoides producidos en el testículo no salen con el semen.


La vasectomía realizada por un urólogo-andrólogo con experiencia es una técnica que ofrece muy pocas complicaciones.

¿Qué complicaciones pueden aparecer tras la vasectomía?

Puede aparecer una hinchazón o inflamación leve que requieren un tratamiento con antiinflamatorios y suele ceder en 10-14 días.
Dependiendo de la experiencia del urólogo puede aparecer un hematoma entre un 1% y un 5% de los casos.
La infección es muy poco frecuente (1-3%) y si aparece necesita un tratamiento antibiótico

Puede producirse una recanalización (unión espontánea de los conductos deferentes) en menos del 0.4% de los casos. Esta complicación aparece casi siempre en los primeros seis meses. En el Instituto de Urología y Medicina Sexual le indicaremos que controles debemos realizar, para si aparece este problema, diagnosticarlo y tratarlo eficazmente.
Granuloma espermático: Si aparece puede ocasionar dolor en lugar de la vasectomía o en el epidídimo. El dolor suele desaparecer con antiinflamatorios. Rara vez es necesario realizar una pequeña cirugía con anestesia local para resolverlo.

La aparición de un dolor testicular crónico puede producirse en uno de cada mil pacientes.
¿Después de la vasectomía ya seré esteril?

NO, tras la vasectomía persisten espermatozoides en la vía seminal. Se requieren de 20 a 25 eyaculaciones, aproximadamente dos meses, para expulsar todos los espermatozoides.

Durante este tiempo deberá utilizar la misma técnica anticonceptiva que utilizaba previamente. Antes de la realización de una vasectomía le entregaremos un documento dónde le explicamos todos los aspectos referentes a la misma.

¿Cambia mi sexualidad tras la vasectomía?

Tu sexualidad no cambia nada tras la vasectomía correctamente realizada. La vasectomía no produce cambios en:

  • tu deseo sexual
  • las hormonas masculinas
  • tu comportamiento sexual
  • tu erección (rigidez del pene)
  • el placer u orgasmo
  • los testículos
  • tu cuerpo en general

Cuando tu urólogo te lo indique podrás tener relaciones sexuales idénticas a las previas pero sin necesidad de utilizar preservativo y sin miedo a embarazos no deseados.

¿Es reversible la vasectomía?

La vasectomía puede revertirse mediante microcirugía. Esta técnica se denomina vaso-vasostomía y si la realiza un andrólogo experto se obtienen excelentes resultados. (ver apartado reversión de vasectomía)

No obstante, la reversión de vasectomía no es posible en el cien por cien de los casos y si tienes dudas de querer tener más hijos deberías pensarlo bien, hablar con tu pareja y con tu andrólogo.

Reversión de la vasectomía: ¿Qué es la reversión de la vasectomía?

Se denomina Vaso-Vasostomía y consiste en unir los segmentos de los deferentes seccionados durante la vasectomía. Esta unión permite de nuevo el paso de espermatozoides y su salida con el semen.

Esta presencia de espermatozoides en el semen, permite la obtención de nuevos embarazos espontáneos mediante relaciones sexuales. Si no existen problemas en la mujer, la vaso-vasostomía permite obtener más embarazos que cualquier técnica de reproducción asistida.

¿En qué casos puede realizarse?

En la gran mayoría de varones que fueron vasectomizados y que por diferentes motivos deseen tener hijos puede realizarse una vaso-vasostomía. También puede plantearse en pacientes con dolor testicular producido por un granuloma espermático secundario a una vasectomía.

Antes de practicar una vaso-vasostomia aconsejamos realizar una evaluación previa por un urólogo experto. Esta evaluación consiste en: historia clínica completa, exploración detallada de los testículos y deferentes y estudio de hormonas.

Si la mujer es fértil, la vaso-vasostomía es más eficaz y menos costosa que cualquier técnica de Reproducción Asistida.

¿Quién debe realizar la vaso-vasostomia?

La vaso-vasostomía es una técnica compleja. Existe unanimidad que cuando se emplea microscopio operatorio (microcirugía), los resultados son mucho mejores que con la cirugía sin microscopio.

Por este motivo la vaso-vasostomia debería ser realizada por un uro-andrólogo con amplia formación y experiencia en microcirugía

¿Cómo se realiza?

Consiste en unir los conductos deferentes con unos hilos de sutura más finos que un cabello humano. El diámetro de la luz del deferente es de 0,1 a 0,3 mm y las suturas que deben de usarse no se ven a simple vista, por este motivo se requiere el uso del microscopio operatorio.

En el Instituto de Urología y Medicina Sexual empleamos la técnica micro quirúrgica de las dos capas. Inicialmente, damos 6 puntos con una sutura de 10/0, para unir y afrontar perfectamente la mucosa de ambos cabos del deferente. (Figura 1, capa muco-mucosa, sutura finísima de 10/0)

Posteriormente damos de 10 a 12 puntos de una sutura de 8/0 para unir la capa muscular de ambos cabos del deferente. (Figura 2, capa muscular). Esta capa le da estabilidad y estanqueidad a la anastomosis (unión).

Finalmente, cubrimos todo con una sutura de los tejidos adyacentes al deferente, para evitar tensiones.

Con esta técnica obtenemos una anastomosis o unión de los deferentes con buena confrontación de la mucosa, con estanqueidad (sin escapes) y sin tensión. Se utiliza una anestesia general suave para evitar los movimientos del paciente durante una microcirugía tan minuciosa, pero puede realizarse con anestesia regional (epidural).

¿Qué eficacia tiene la vaso-vasostomía?

El porcentaje de éxito de la vaso-vasostomía depende de:

  • Experiencia del uro-andrólogo en microcirugía.
  • La técnica de la vasectomía que se utilizó.
  • El tiempo transcurrido desde la realización de la vasectomía.
  • Presencia de espermatozoides en el deferente en el momento de la cirugía.
  • Múltiples series, presentan una permeabilidad (presencia de espermatozoides en el semen) del 75 al 99% (media 90%). La tasa de embarazos oscila entre un 51% y un 81% (media 60%). Esto depende sobre todo del tiempo transcurrido desde la vasectomía y del daño que ha sufrido el testículo.

¿Qué complicaciones tiene?

Al ser una técnica muy cuidadosa, que se realiza con microscopio, la incidencia de complicaciones es muy baja. Pueden presentarse:

  • riesgos asociados con la anestesia
  • inflamación y edema de la piel
  •  infección (leve)
  • sangrado interno en el escroto (rarísimo, menor del 1%)
  • fracaso al restaurar la fertilidad
  • No obstante, estas complicaciones son poco frecuentes y se solucionan con un tratamiento apropiado.

¿Qué opinión tengo sobre la vaso-vasostomia? Dr. Rodríguez-Vela

La vaso-vasostomía microquirúrgica, bien realizada, ofrece una permeabilidad (presencia de espermatozoides en el semen) en aproximadamente un 90% de los casos y una tasa de embarazos espontáneos en torno al 70% sin necesidad de realizar ningún tratamiento sobre la pareja. Esta tasa de embarazos no la ofrece ninguna técnica de reproducción asistida.

Además, la vaso-vasostomia es generalmente menos costosa que una I.C.S.I (Inyección intracitoplásmatica de espermatozoides) obtenidos del testículo del varón mediante punción aspiración o biopsia de testículo.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información